LA TROMPETISTA DE FALOPIO: ÉCHELE, MAESTRO



ÉCHELE, MAESTRO


Hay cierto tipo de canciones que muchos consideran malas como el diablo. Con decirte que al escucharlas, gente versada en menesteres musicales suele abrir su boca para señalarla con el dedo índice, como diciendo “guácala, Santa Felicitas me libre de tener eso en mi finísimo acervo.” No me refiero a los esperpentos fono-plásticos del mal pop, ni a las cumbias que me encanta defender, ni a la canción folclórica y tampoco a la de protesta. Hablo del canto testimonial.
Claro está, si uno escucha atendiendo a la simpleza de su chun-ta-ta, la experiencia no será afortunada. En cambio si se presta atención al contexto en que nació, algo habrá de decirnos este canto, que si bien no se considera artístico, muestra aquello que no cabe en la aridez de un ensayo histórico o sociopolítico. Aquí te dejo un ejemplo. Habla de Rigoberto Cruz, quien hace tres décadas era conocido por su gente como “Pablito en Curandero” y llamado “el Cadejo” por la Guardia Nacional de Nicaragua.

Se disfraza de espadillo,
se disfraza de mozote,
y se convierte en pocoyo,
conejo, garrobo, cusuco, pizote.

Pablo Humera pasó
ayer mismo muy temprano,
Carlos Reina lo encontró
allá en el comisariado,
pero ¿cómo sucedió?
Si ayer en la madrugada
el juez de Mesta lo vio
cruzándose la cañada.
- ¿Qué será esta confusión?-
Se preguntaba el sargento.
- ¿No será que este cabrón
es el mentado Cadejo?-
...
Lo ayudan los vientos,
las siete cabritas,
lo oculta el chahuite,
lo esconde la milpa,
la guardia dispara contra el cafetal
y sale Pablito,
sereno, bajito,
bordeando el canal.

Se disfraza de espadillo...
Carlos Mejía Godoy
« Home | Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »

7 Comments:

At 3:43 p.m., Blogger Nebe Gebhardt said...

Mi favorita es "¡¿Qué es el FAL?!"
Saludos

 
At 6:00 p.m., Anonymous Anónimo said...

el cuero cabezudo said...

Entiendo lo que dices. Siempre habra exquisitos que nieguen valor artistico a las manifestaciones populares. En mi opinion la simpleza no es pecado mortal; lo es la falta de sinceridad.

Ademas, aunque la denuncia a menudo corre el riesgo de ser panfletaria, como en todos los casos hay verdaderos maestros del oficio. Ejemplos: Carlos Puebla, Victor Jara y, por supuesto, Violeta Parra. O no?

Saluditos.

PD Te viene a la mente algun cantautor mexicano, maestro de la denuncia? Quizas Oscar Chavez; Gabino Palomares es irregular...

 
At 2:40 a.m., Blogger La hormiguita said...

El problema son los cantautores desvencijados, esos que van como arrastrando "el alma", en su esfuerzo por llevar a la audiencia al pozo de su desolación. ¿Será que confunden profundidad con agonía? Saludos!

 
At 10:57 a.m., Blogger Fosfocito said...

Aquì en SanCris estàn filmando una pelìcula de coproducciòn mexico-americana que se llama "La Llorona".

Yo estaba en los Cabos cuando filmaron "Troya".

Què bajo he caìdo.

 
At 11:00 p.m., Blogger Royal Majesty Queque said...

No había oido al caballerito en cuestión, pero lo haré, como que con la descripción que le poens hasta dan ganas de que hagas una suscripción en castpost y subas rolitas (jajaja)

Adoro la música. Es un medio de expresión tan bello. Todos tienen su encanto, pero la música sólo necesita notas, sostenidos, bemoles y 5 rayitas. Y de ahí al infinito.

Cómo extraño la música.

saludines!

 
At 12:12 p.m., Blogger Trompetista de Falopio said...

NEBE GEBHARDT: naaaaaaaah, no puedo creer que la conozcas ¿es en serio? A mí también me gusta mucho.
CUERO: le diré qué opino de Oscar Chávez: ¡Ptuaj! Creo que tiene canciones de protesta, más que testimoniales. De hecho escuché algunas de las últimas que compuso y estaban peor que peor. Eran maomenos así "el gobierno hace muchas pendejadas, tiririri, yo mejor no quiero nada, tiririri."
Qué diferencia Violeta Parra. Saludos.
HORMIGUITA: no sé a quién se refiere. De hecho tampoco tengo claro cuál es la canción testimonial mexicana de nuestros días ¿los narco corridos? A saber.
GABRIELA: ahhhh, sí, este... claro, Troya y Mejía Godoy...
ELSA: jajajajaja, subir rolillas testimoniales... creo que no serían muy escuchadas, además fíjese que estuve buscando en la red y aparecen casi puras canciones post-revolucionarias. Lo que tengo son cintas de lo que se escuchaba durante la revoluciín nicaragüense. Muchos saludos.

 
At 3:01 p.m., Blogger Nebe Gebhardt said...

Claro, si hasta me la sabía...

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo